Ideologías à la carte… de liberales y libertarios

¿Por qué podrías ser liberal? ¿Por qué podrías ser libertario?

Heini Villela Schneebeli / Xavier Soria J.

¿Por qué à la carte?  No somos ideólogos de ninguna forma de pensamiento, nos basamos en nuestro sentido común y experiencia, por ello hemos ido definiendo y ordenando nuestras propias ideas.  Existen muchas formas de definir libertarismo y liberalismo, aquí cada uno defiende lo que le ha funcionado.  Es como ir al restaurante, pedir la carta del liberalismo ( Heini) y la del libertarismo (Xavier) y ordenar del menú las ideas que vemos reflejadas en la vida real.

Varios cafés, intercambios de correos y pláticas informales después, tratamos de ordenar ideas, debatir y ahora compartir dicha discusión.

Heini: Soy liberal porque antepongo la libertad como principio y fin del ser humano. Me opongo a todo aquello que sea contrario a la misma. Creo por ello en la igualdad de todos los seres humanos y tanto los sistemas jurídicos, económicos y culturales deben girar en torno a ese concepto inseparable de la libertad. 26/04/12 9:20 PM

Xavi: Primero, yo soy Xavier. Si, si, sé que acordamos que yo llevaría la bandera de los libertarios, pero, ¿no sería paradójico si en mi individualidad aceptara mansamente una etiqueta, cualquiera que sea ésta? En fin, entremos a trapo.

Libertario porque creo en las grandes libertades humanas. Libertario porque creo en la asociación humana, pero por libre elección, cuándo y cómo quiera. Soy libertario porque a donde sea que volteo hay un gobierno que no me representa y no me cuida y del que me tengo que cuidar, cuando creo que debería ser al revés. 26/04/12 9:39 PM

Heini: Bueno, pero con lo que mencionas, no veo mayor diferencia entre ser liberal y libertario. De ser así ¿por qué no simplemente liberal? 26/04/12 9:43 PM

Xavi: Vale, podría ser. No hay consenso acerca de que divide una filosofía de la otra. Sin embargo, creo que el término liberal ha sido desgastado con los años. Quizá por ser más antiguo. Lo han enarbolado de tal forma que los demócratas son llamados liberales en Estados Unidos. Se ha mal entendido liberal como una posición pro gobierno grande y que al mismo tiempo tiende a ser progresista en lo social. Libertario hoy en día se entiende como alguien receloso del gobierno pero completamente afín a las libertades sociales. 26/04/12 9:55 PM

Heini: Quizás no se ha entendido bien el concepto del liberalismo. El punto fundamental es la libertad, una libertad que debe ser igual para todos. La situación es que si no se dan igualdad de oportunidades, habrá “más libertad” para unos que para otros. Por ejemplo, una persona que carece de educación, por su ignorancia será menos libre que alguien que si la tiene. Ante ello, el liberalismo le da al Estado, en un acuerdo social, la responsabilidad de que todos tengan educación, para garantizar esas igualdades de oportunidades. No es que se haga un gobierno grande, o que se meta en la vida privada de la gente, es solo que si el sistema económico no permite a todos pagar por la educación, se asegure que los mas desfavorecidos puedan tener la oportunidad de superarse, creándoles sus oportunidades. Ya cada quien crecerá según sus aptitudes y habilidades. 26/04/12 10:08 PM

Xavi: Eso suena re bien. ¿Dónde firmo? Aaaaah, solo una preguntita: ¿cómo pagamos esta fiesta? y… ¿cómo decidimos quién la organiza? Aquí es donde creo se pone escabroso. Con estos gobiernos que tenemos, es darle las llaves al ladrón. 26/04/12 10:17 PM

Heini: Los gobiernos que tenemos son resultado de las sociedades que tenemos.  Así que si cuestionas al gobierno, primero deberías cuestionar a la sociedad que los elige.

¿Quién paga la fiesta?  La fiesta la paga la sociedad.  Si el fin es que el Estado garantice los derechos de cada ciudadano, para que pueda darse justicia, no solo debe tratarse de un proceso judicial, sino garantizar la igualdad de oportunidades.  Y es ahí donde temas como educación entre dentro del concepto de justicia.   El papel del estado debe responder en cuanto a su función de justicia y seguridad, para garantizar la libertad individual y la igualdad de oportunidades, por ejemplo, la educación que se da a todos, permitirá no solo gente productiva mas capacitada, sino una sociedad crítica ante sus autoridades.  El punto medular de la democracia es que la sociedad controle a sus autoridades. Entre más ignorante una sociedad, más sencillo es que la autoridad abuse de su poder. Una sociedad educada permite organización, permite control y por consiguiente garantiza en buena medida que la libertad no sea limitada por el Estado.

¿Quién paga la fiesta? Quizás deberíamos verlo como parte de una inversión, mas que un gasto. A través de los impuestos, el que no tiene paga su educación, y el que si tiene invierte en la productividad futura de su trabajo. 27/04/12 1:59 PM

Xavi: Insisto que educación no es prioridad ni razón de ser del estado.  Eso sí,  podremos ser libertarios en principio, pero la aplicación de las ideas debe ir acompañada de sentido práctico. Si el Estado fuese un administrador eficiente, pues entonces cabe la posibilidad que sea el ente indicado para recibir fondos comunes y usarlos para proveer educación y hasta salud. Sin embargo, el Estado guatemalteco actual no es capaz ni de proveer lo básico: justicia y seguridad. Sobre todo en este orden, primero justicia luego seguridad. Menos está entonces, a hoy día, para proveer educación.

Me surge una duda también: ¿quién se atreve a decir a los padres cómo deben educar a sus hijos? Me consta y abundan ejemplos, en que los padres no escogen una educación ni laica ni libre para sus hijos: padres que objetan la enseñanza de la teoría de la evolución o exigen se enseñe hipótesis de diseño inteligente, instituciones educativas religiosas, padres que quieren que sus hijos no reciban educación sexual o reproductiva. A mí en lo personal puede parecerme equivocado, pero la crianza de los hijos es responsabilidad última de sus padres.

Por otra parte, el creer que el Estado proveerá una educación cuyo objetivo sea el formar gente crítica de sus autoridades es completamente imposible. La educación actual está basada en los procesos de inducción al trabajo en las fábricas que se usaba durante la revolución industrial. Cualquier crítica al sistema educativo o al orden pre establecido es desaconsejado y hasta reprimido y castigado. Es muy inocente pensar que el Estado está interesado en formar gente que sea difícil de gobernar.  28/04/12 01:45 AM

Heini: ¡Ojo! Primero, en ningún punto me he referido a que los padres no decidan la educación que les quieren dar a los hijos. Si alguien quiere pagar una educación que vaya en cierta línea de pensamiento o creencias es libre de hacerlo. Lo que dije es que los niños y jóvenes que no pueden acceder a la educación, el Estado les garantice esa educación, al igual que a cualquier persona que quiera educarse en un establecimiento público. Lo único es que por ser el Estado quien da esa educación, la misma debe ser laica, pública y gratuita, aunque esto último es relativo ya que se paga a través de los impuestos.

Quiero quizás, encausar la discusión al concepto de ciudadano que tenemos, porque ¿qué es ser ciudadano?  Acaso ¿no debería ser una persona con derechos y obligaciones, pero entendido de los mismos?  Esa es la importancia de la educación, no solo intentar igualar las oportunidades a través de prepararse para ejercer su trabajo, sino educar ciudadanos capaces de cuestionar le sistema y el poder del Estado en su contra. ¿Cómo se entiende esto en el liberalismo? Fácil, los ciudadanos gozan de la protección del Estado mientras persiguen sus intereses privados. El papel del Estado es garantizar esa protección, a través del respeto a sus derechos. Sin educación humanística, la sociedad no puede exigir ese respeto, porque no los conoce y tampoco entendería hasta donde debe permitirse la intromisión del Estado en sus vidas.

Para concluir, en base a tu interpretación de la realidad del Estado en Guatemala y su “inoperancia” (cuestión que deberemos tocar mas adelante, porque esa inoperancia a mi entender responde a una finalidad oculta y es relativa), la alternativa es ¿renunciar al mismo? ¿Desaparecerlo? 29/04/12 11:11 AM

Xavi: Por supuesto que no debemos desaparecer al Estado. Sólo una institución propiedad de todos puede brindar justicia y seguridad. De otra forma por naturaleza la aplicación de justicia y seguridad partirían con sesgo inherente. Insisto y creo que no has abordado esta cuestión: hay que tener claras las prioridades. El Estado debe cumplir bien con sus funciones principales, las que le dan razón de ser (sí esas mismas dos, justicia y seguridad), antes de pensar en tomar otras.

Completamente de acuerdo en tu concepto de ciudadano.  En lo que difiero es en tu confianza en que el Estado es capaz de formar ciudadanos críticos de si mismos y de sus autoridades.  ¿De verdad crees que una educación estatal va a trabajar honestamente en formar millones de fiscales, que es el papel que desempeñan los ciudadanos bien informados?  29/04/12 12:14 PM

Heini: Si he abordado la cuestión, no entenderlo es distinto. Hablas de justicia y seguridad, ¿qué defines por justicia? ¿Soló el cumplimiento de los contratos? ¿Castigar al que roba? Recordemos que todo gira en torno al individuo, y el Estado es el garante del interés privado de todas las personas. Esta bien que la justicia trate del cumplimiento de contratos o de castigos a quienes agreden de cualquier forma a otros, pero ¿no debería ser también la finalidad del Estado, dentro de ese fin de proteger el interés privado de todos sus ciudadanos, el de garantizar igualdad de oportunidades? Acaso, el primer acto de justicia del Estado no debería ser el de garantizar la vida a través de permitir al individuo para que desarrolle y explote su potencial creador y de trabajo para tener una vida digna? Y aquí, te sigo respondiendo con otra pregunta ¿qué sector de la economía a lo largo de la historia moderna, nació y se desarrollo sin el aval o apoyo del Estado? Si el Estado puede hacer eso, para beneficiar a determinados grupos, ¿por qué no puede hacer lo mismo por la gente, garantizando a través de la educación la capacidad para desarrollarse individualmente?

Con respecto a los millones de fiscales, obviamente es algo muy difícil de realizar en una sociedad con una economía precaria, no en recursos, pero si en funcionamiento.  Y para abordar ese tema, debo hacer notar otra diferencia entre el libertarismo y el liberalismo.  El libertarismo te acepta la inoperancia del Estado en diferentes materias, pero no incluye en esa incapacidad a la impartición de justicia y seguridad, cosa contradictoria en si misma.  El liberalismo es idealista, cierto, pero ofrece una alternativa para que el Estado que no da seguridad y justicia pueda hacerlo.

29/04/12 1:12 PM

Xavi: Entiendo el punto acerca del desarrollo de sectores estratégicos de la economía que fueron apoyados, promovidos o apadrinados por políticas estatales. Eso no demuestra una correlación directa entre desarrollo máximo y apoyo estatal. Sin ser un experto intuyo que hay muchas variables más a considerar, por lo cual tu argumento aporta pero no es concluyente para mí.

Creo que no he logrado comunicarte mi idea central: NO es aceptable un estado ineficiente.  Mi ideal es un estado eficiente, entendiendo por eficiencia la relación óptima entre el tamaño del estado y los resultados de justicia y seguridad que pueda brindar.  Es más, hay estado que alcanzan un punto de eficiencia tal que pueden embarcarse en la empresa de proveer servicios sociales.  Hay ejemplos de estados socialistas eficientes en Europa y Asia.  Sin embargo, la realidad a hoy día es que estado guatemalteco es completamente ineficiente y corrupto.

Y te devuelvo tu ¡Ojo!, no te me vayas a quedar tuerto.  No propongo desmantelar el estado y dejar a los niños que reciben educación y a la población que recibe salud sin nada de la noche a la mañana.  Es lo que hay, debemos volverlo eficiente y posiblemente buscar modelos de autogestión educativa con fondos públicos (un minuto de silencio para PRONADE). Devolviendo el poder de decisión a las comunidades, tal vez, solo tal vez logremos tener ciudadanos como los que describiste.  Sinceramente no lo veo sucediendo con educación estatal.  29/04/12 8:34 PM

Heini: Bueno, te lo propongo de forma diferente, dime un ejemplo en cualquier parte del mundo de sectores económicos que no hayan obtenido su desarrollo y prosperidad, si no es con la venia y tutela del Estado. Te digo esto, ya que como no te parece concluyente mi argumento, quizás yo lo cambie por hechos tuyos más concluyentes, solo que necesito encontrar aunque sea uno y hasta hoy no lo he conocido.

Estoy de acuerdo con no aceptar un Estado ineficiente, pero ¿cómo lograrlo eficiente? Aparte, encuentro otra incongruencia en tu planteamiento. Puedo entender que no creas en la capacidad del Estado para asegurar la educación de todos sus ciudadanos (aclaro que los métodos a usar no es la discusión aquí) para a su vez garantizar la igualdad de oportunidades (en lo posible).  No se como a ese mismo Estado al que no confías que pueda garantizar educación, si le das la confianza para que aplique justicia, o darle la potestad del uso de la fuerza para aplicarla en contra de quien la justicia, manejada por seres humanos, considere necesario. Y aquí te va mi segundo ¡Ojo! Créeme que le tengo más miedo a un policía de 18 años, sin educación,  que lleva un arma y puede utilizarla en mi contra, que un maestro que lleva un libro y pueda enseñar a sumar.

Las deficiencias e incompetencias que le observas al Estado para garantizar la educación, son exactamente las mismas para garantizar la seguridad y justicia. Por ello es importante educar en todo sentido, no solo técnicamente, sino humanísticamente, para crear ciudadanos que conocen su historia, comprenden su realidad y ejercen sus responsabilidades y derechos. Solo un pueblo educado puede servir de contrapeso al poder que le delegamos al Estado. Si no es así ¿qué opciones para cambiar hay?  Espero no me digas que el mercado, porque si vamos a esas, Guatemala es un mercado copado por monopolios y oligopolios en sus sectores mas estratégicos e importantes.  30/04/12 3:15 PM

Xavi: El tema del desarrollo de los sectores económicos es una flecha en el tiempo que apunta hacia la derecha. Siempre han tendido a crecer. La pregunta es por qué algunos preponderan en desarrollo sobre otros. No dudo que el apoyo estatal ha jugado un papel importantísimo en el impulso a sectores de la industria y la agricultura, por ejemplo. Lo que pongo sobre la mesa es que estos sectores, principales por razones intrínsecas, se hubieran desarrollado de todas formas. Dicho de otra forma, el apoyo estatal es un acelerador, no un catalizador.

Nunca dije que los estados no sean capaces de proveer servicios sociales.  Respecto a las limitaciones del Estado, tienes razón: la ineficiencia no discrimina y cuando un Estado es ineficiente en un sector casi seguro lo será en los demás. Pero esa no es la cuestión de fondo. En mi forma de entender, la razón que justifica la existencia del Estado es la administración de justicia y seguridad. Cualquier otra institución que imparta estos servicios SE CONVIERTE AUTOMÁTICAMENTE EN EL ESTADO. No pasa lo mismo con educación y salud. Existen instituciones que realizaban estas funciones sociales antes que las tomaran bajo su control los Estados. Hasta me atrevo a decir que algunas lo hacían mejor, como los gremios en las sociedades feudales.

Estamos de acuerdo en el tema que es necesario contar con ciudadanos educados.  A ese tema no hay que darle vueltas.  El punto de divergencia es que estas proponiendo que es tarea de l estado educar.  Yo no lo veo así, creo que no es su tarea.  Pero puede encomendársele si lo hace de forma eficiente.  Si no,  que lo haga la sociedad misma organizándose espontáneamente.   30/04/12 6:24 PM

Heini: ¡Córtale mi chavo! Los sectores económicos tienden a crecer por que el capital tiende a reproducirse. No debes evadir la realidad de que todos los capitales grandes han nacido con el apoyo del Estado y esa condición crea desigualdad de oportunidades. En la teoría te dicen que el Estado no debe intervenir, pero en la práctica lo hace a favor de la formación y crecimiento de esos capitales. Para contrarrestar la realidad y no la teoría es que se necesita una sociedad educada e informada para que pueda ser libre y el Estado debe garantizar que esa educación llegue a todos. Recuerda que no estoy hablando del como lo podría hacer, solo que el papel del Estado no puede ser tan simplista como solo dar seguridad y justicia, cuando el concepto de seguridad y justicia queda demasiado corto.

Con la segunda parte de tu respuesta veo nuevamente contradicción, porque dices que no pasa lo mismo con salud y educación, a diferencia de la seguridad y justicia que si debe darla el Estado y que es su justificación de existir. Pero acaso ¿no hay muchos mas policías privados que policías nacionales? Eso significa que la seguridad ya esta privatizada en su mayoría. Con la justicia, sucede lo mismo. En muchos lugares la gente se presenta con el narco de la zona, o la persona fuerte de la zona, y esta de forma rápida impone la justicia, a diferencia del sistema judicial guatemalteco que le tomaría años en dar una solución.

La teoría es muy bonita e interesante, pero la realidad la supera siempre. En este caso, el sistema liberal habla de la libertad, pero la libertad no puede ejercerse en ignorancia, se necesita educación para que funcione. Al final, es un idealismo, pero al menos ofrece una alternativa de solución. El libertarismo parecería ser más pragmático, pero solo se basa en aceptar lo que ocurre sin ofrecer soluciones para transformar la realidad. Esa creo, es la mayor diferencia entre ambas. 02/05/12 4:07 PM

Xavi: Concedo el punto de los grandes capitales, creo que no puedo aportar algún argumento en contra, sólo creo que es una visión simplista que deja por un lado la inercia natural de evolución de economías, sistemas y sociedades.

Sin embargo, me parece indefendible no reconocer que la razón de ser del Estado es brindar justicia y seguridad (en ese orden, aunque me lo sigas poniendo al revés).  Por supuesto que hay justicia paralela y seguridad privada.  La primera es aberrante y la segunda es selectiva.  Ni el más recalcitrante y rematado libertario, con libros de Ayn Rand bajo el brazo, defendería privatizarlas.  Además, seguridad puede generar uno por propia mano, pero ¿justicia?  Mejor no entremos en ontologías difíciles, guardémoslas para otro post.

Ahora traigo yo al super portero y tapo ese golón que me querías meter:  No hay un libertario congruente con su práctica y su discurso (ahí se caen los locutores de Libertópolis, Raúl Minondo, Alfred Kaltschmitt, etcétera) que no se rebele contra el status quo y se acepte lo que ocurre sin ofrecer soluciones.  03/05/12 10:01 PM

Anuncios

2 comentarios en “Ideologías à la carte… de liberales y libertarios

    1. Una lógica muy común del sistema. El problema es que pocos lo entienden asi y se ven siempre como la parte que va a tener ganancias siempre, sin darse cuenta que la tendencia es en todo caso a ser la parte de la sociedad que deba pagar las pérdidas. Saludos y gracias por el comentario.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s